La Diputación de Sevilla impulsa prácticas para personas con discapacidad

El presidente de la Diputación de Sevilla y el delegado territorial de la ONCE (derecha)

El presidente de la Diputación de Sevilla y el delegado territorial de la ONCE (derecha)

El presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos, y el delegado territorial de la ONCE en Andalucía, Ceuta y Melilla, Patricio Cárceles, han suscrito un acuerdo de colaboración para favorecer la participación de personas con discapacidad en prácticas de formación en el ámbito de la provincia.

Mediante este acuerdo se va a aprobar la convocatoria de subvenciones para cubrir parte de los gastos de contrataciones en prácticas que realicen personas con discapacidad física o psíquica en empresas radicadas en la provincia de Sevilla.

Se trata de ayudas que pueden complementarse a otras de ámbito estatal o autonómico para favorecer la contratación de personas con discapacidad. Las empresas interesadas deberán presentar ante la Diputación una solicitud en la que deberán explicar las características de los puestos a contratar y el perfil necesario.

La ONCE colaborará con la Diputación en la selección de los candidatos y asesorará, apoyará y adaptará todos y cada unos de los puestos que ocupen sus afiliados en las empresas. Además, difundirá entre su colectivo de las acciones promovidas por la Diputación relacionadas con la formación, el empleo y el apoyo al autoempleo.

patricio,-presidente-y-subdelegadoPara el mandatario provincial, Rodríguez Villalobos, este acuerdo  supone ‘una apuesta por la integración laboral de las personas con discapacidad y contar con el tejido empresarial de la provincia para que se implique en la inclusión de las personas que necesitan de este tipo de apoyo por parte de las administraciones’.

Patricio Cárceles ha puesto de ejemplo a la Diputación como ‘referente de la apuesta por la integración laboral de las personas discapacitadas’ y ha animado al tejido empresarial de la provincia a ‘superar barreras e implicarse de lleno en la contratación de este colectivo a través de las ayudas que la Diputación pondrá en marcha. Cárceles ha expresado que estas ayudas son ‘una herramienta eficiente y eficaz de inclusión social y porque la contratación de personas con discapacidad es rentable económica y socialmente’.