FIRMA INVITADA: Ángel Rivas, hermano mayor de la Hdad. del Rocío de Triana

Ángel Rivas, hermano mayor de la Hermandad del Rocío de Triana

Ángel Rivas, hermano mayor de la Hermandad del Rocío de Triana

En vísperas ya del sorteo de la ONCE dedicado al 200 Aniversario de la Hermandad del Rocío de Triana de Sevilla, el próximo miércoles 15 de mayo, su hermano mayor Ángel Rivas, escribe para nuestro Blog y subraya la ilusión que ha generado entre los rocieros la vinculación del cupón de la ONCE con su hermandad y reconoce que tener presente en la vida diaria de cada persona constituye “un verdadero premio espiritual, nuestra ilusión de todos los días”. El sorteo dedicado a este bicentenario coincide con el día de salida de la Hermandad de su sede para hacer el camino hacia la aldea del Rocío.

 

 

“LA ILUSIÓN DE TODOS LOS DÍAS”

“La ilusión de todos los días”. Cuando, hace años, leí, escuché en los medios de comunicación este eslogan me dejó gratamente impactado. Pensé cómo con tan solo seis palabras se puede decir tanto. En tan solo una frase se expresa la esencia,  el alma de toda una organización puesta al servicio de los demás.

Hablar de ilusión en este país es hablar fundamentalmente de dos cosas, o de los Reyes Magos de Oriente o de la ONCE, y como no estamos en Navidad yo voy a hablar de la ONCE.

La Organización Nacional de Ciegos Españoles es, como ya he dicho anteriormente, sinónimo de ilusión, pero también de esperanza, de oportunidades y de esfuerzo. Gracias a la ONCE muchos discapacitados de este país pueden tener una formación adecuada a sus necesidades, y son muchas las personas que gracias a esta organización tienen una de las formas más bonitas de ganarse la vida, pues son los cuponeros los verdaderos Reyes Magos del barrio. Porque cada cupón encierra en sus números la dosis de ilusión necesaria para tirar adelante día a día.

Yo, como Hermano Mayor de la Hermandad del Rocío de Triana, quiero aprovechar estas líneas para agradecer a la ONCE el haber dedicado el cupón del día 15 de Mayo de 2013 a esta bicentenaria corporación, coincidiendo este día con la salida de nuestra hermandad en romería hacia la aldea del El Rocío, para presentarnos a los pies de la Blanca Paloma.

Nosotros, los rocieros, somos muy afortunados, tenemos la suerte de haber comprado el cupón premiado. Porque tener a la Virgen del Rocío presente en tu día a día es un verdadero premio espiritual. Ella es la esperanza de muchos, la tabla de salvación de otros, pero lo que sí tengo claro es que para todos los rocieros de Triana, la Virgen del Rocío es la ilusión de todos los días.