Vendedores con suerte

Encarnación Losada, 1.050.000 euros en Écija, Sevilla

La ONCE adelantó la Navidad a Écija donde repartió 1,4 millones de euros en el centro de la ciudad de los más de 1,5 millones que repartió en Andalucía el pasado 2 de diciembre.


Encarnación Losada, vendedora de la ONCE desde hace dos años, vendió 30 cupones agraciados con 35.000 euros en la esquina de la sucursal de Cajamar en la plaza de España de Écija, en pleno corazón de la localidad sevillana, por lo que repartió 1.050.000 euros. Losada vendió los 30 cupones “uno a uno”, según ha contado esta mañana, el último de ellos 15 minutos antes de cerrarse el operativo de la venta.

“Estoy loca perdida porque entre mis clientes hay muchísima gente en paro y muchísimos problemas. He adelantado la Navidad a todos y les he llevado ya la alegría de la Navidad”, afirmó. En el pasado Sorteo del Extra del 11/11/11, Losada vendió 40 cupones premiados con 100 euros.

A Encarnación le conocen bien sus clientes porque cuando vende “la niña bonita”, la terminación del 15, siempre dice que “te voy a dar la suegra a reventar”, porque “cuando se llevan la niña bonita, la suegra se queda a reventar”, explicaba esta mañana entre un júbilo popular de clientes, curiosos que se han acercado a su punto de venta para felicitarla.

Entre las primeras felicitaciones que ha recibido se encuentra la del alcalde de Écija, Ricardo Gil-Torresano, quien se ha acercado personalmente a su punto de venta, ubicado muy próxima a la sede del Ayuntamiento, para darle la enhorabuena a la vendedora. “Hace un año que estábamos sufriendo una desgracia porque en Écija estabamos bajo las aguas por las inundaciones y ahora celebramos una alegría –decía el alcalde-. Ojalá que le haya tocado a la gente que más falta le hacía”, declaró.

Además de los 30 cupones vendidos por Losada, Luisa Peña, vendedora desde 2005, vendió otros diez cupones agraciados con 35.000 euros a las puertas de un supermercado en la Alcarrachela donde se repartieron en total 350.000 euros.

José Manuel Aranda, 1.750.000 euros en San Fernando, Cádiz

La ONCE repartió más de 1,7 millones de euros en la localidad gaditana de San Fernando, donde José Manuel Aranda, vendió los 50 cupones agraciados con 35.000 euros cada uno que integran la serie completa de un sorteo ordinario de la ONCE el pasado 22 de diciembre. En total, 1.750.000 euros en la ciudad cuna del Constitucionalismo español.

José Manuel Aranda Aguilar, vendedor desde 1999, tiene su punto de venta en su kiosco ubicado en la céntrica calle Real de San Fernando, frente al Ayuntamiento, aunque llevó la fortuna también al bar ‘Arunda’ de la calle Almirante Faustino Ruiz, al bar ‘Ruiz’ en Cecilio Pujazón y una peluquería de Sánchez Cerguero, establecimientos ubicados todos ellos en el centro.

“Para nosotros todos los días son Navidad porque todos los días repartimos ilusión y millones y no tenemos que esperar al día 22 para repartir tanta fortuna, aunque también el día 22 repartimos suerte”, decía encantado. Aguilar, que cree que el premio estuvo muy repartido porque la mayoría de sus clientes compraron uno o dos cupones, se mostró feliz porque los 1,7 millones de euros que ha distribuido “suman más que todo lo que ha dejado la Lotería de Navidad en toda Andalucía”.


Adolfo Martínez, 1.050.000 euros en Puente Genil, Córdoba

Adolfo Martínez vendió 30 cupones premiados con 35.000 euros cada uno a las cinco cifras en Puente Genil (Córdoba) el pasado día 29. Martínez, afiliado, vendedor desde 1999, ha repartido 1.050.000 euros desde su punto de venta habitual ubicado en la céntrica plaza de San José de la localidad cordobesa. Aunque llevó la fortuna también al bar ‘Salida’ de la calle La Rambla.

“Ayer no pude ni dormir porque me llamaron algunos de los premiados” decía encantado esta mañana entre felicitaciones. “Con el paro que hay, este premio ha supuesto una ayuda muy buena. Muchos de los premiados son conocidos míos y me siento muy feliz por haberles alegrado la navidad”, aseguraba.

La suerte también llegó a Barbate (Cádiz), donde Francisco de Alba distribuyó 245.000 euros al vender siete cupones agraciados con 35.000 euros cada uno a las cinco cifras. De Alba, afiliado, vendedor desde 1974, repartió la suerte desde su punto de venta ubicado en la calle Luis Braille, 20, de la localidad gaditana.

Ana Concepción Ruiz, 350.000 euros en Córdoba

Ana Concepción Ruiz vendió diez cupones agraciados con 35.000 euros cada uno a las cinco cifras el pasado día 30 en Córdoba. Ruiz Romero, afiliada, vendedora desde 2010, repartió la suerte desde su punto de venta habitual ubicado en la avenida América, 1, junto al ambulatorio de la capital cordobesa.

Manuel Sillero, 350.000 euros en Loja, Granada

La ONCE repartió el pasado día 12, 350.000 euros a las afueras de la localidad granadina de Loja, donde Manuel Sillero vendió diez cupones premiados con 35.000 euros cada uno. Sillero López, vendedor desde 2006, distribuyó el premio desde su punto de venta ubicado en el área de servicios ‘Los Abades’.

Del mismo sorteo se repartieron otros 350.000 euros en Sanlúcar de Barrameda (Cádiz) donde Antonio Pipio vendió también otros diez cupones premiados con 35.000 euros cada uno a las cinco cifras. Pipio Cortés, vendedor desde 2005, repartió la suerte desde su punto de venta habitual ubicado la zona de Bajo Guía, en el puerto pesquero de la localidad gaditana.

La suerte también llegó a El Ejido (Almería), donde se repartieron 175.000 euros, al vender cinco cupones premiados con 35.000 euros cada uno y a Mairena del Alcor (Sevilla) donde se distribuyeron otros cinco cupones premiados. En total, la ONCE repartió 1.050.000 euros en toda Andalucía.

Francisco Domene, 350.000 euros en Tíjola, Almería

Por segundo día consecutivo el sorteo de la ONCE eligió la provincia de Almería como destino. El sorteo del martes 13, Día de Santa Lucía, patrona de la ONCE, repartió otros 350.000 euros en Tíjola, donde Francisco Domene, afiliado, vendedor desde 2001, vendió diez cupones agraciados con 35.000 euros cada uno a las cinco cifras.

Del mismo sorteo se repartieron otros 350.000 euros en Peligros (Granada) donde Antonio Morales vendió otros diez cupones premiados. Morales, vendedor desde 1988, distribuyó el premio desde su punto de venta ubicado en el polígono industrial Asegra de Granada.

Francisco Mendoza, 350.000 euros en Estepa, Sevilla

La ONCE repartió 350.000 euros en Estepa, donde Francisco Mendoza vendió diez cupones premiados con 35.000 euros cada uno el pasado miércoles 14 de diciembre. Mendoza Moya, vendedor desde 2005, distribuyó el premio desde su punto de venta ubicado en la calle Valdeabades, 34, junto a un supermercado.

Por otra parte, una vecina de Coria del Río fue afortundada con el premio mayor del Rasca de Navidad de la ONCE y ganó 120.000 euros en la localidad sevillana el pasado miércoles 14. Jonhatan Álvarez, vendedor desde hace cuatro años, 22 años, ciego, fue quien le dio la suerte a su cliente a las puertas de un supermercado en la carretera de salida de Coria hacia Almensilla. “Ha cogido el Rasca, lo ha rascado –explicaba hoy- y va y en el último número le sale el premio de 120.000 euros. No te puedes ni imaginar lo felices que estamos aquí, ella se ha puesto como loca de contenta”, decía.

Vicente Pérez, 120.000 euros en Aguilar de la Frontera, Córdoba

Una vecina de Aguilar de la Frontera fue afortundada con el premio mayor del Rasca de Navidad de la ONCE y ganó el pasado 28 de diciembre 120.000 euros en la localidad cordobesa. Vicente Pérez, vendedor desde 1988, afiliado a la ONCE, fue quien le dio la suerte a su cliente en la calle Ancha de Aguilar. Este es el séptimo premio mayor que da en Aguilar de la Frontera, y tercer Rasca, ya que en las Navidades pasadas vendió otros dos con premio mayor, y en octubre de 2010 repartió uno de los mayores premios dados por la ONCE en Andalucía con más de 14 millones de euros en el sorteo del Cuponazo.

“Yo soy el vendedor que más ilusión tengo, a ilusión no me gana nadie, y mis clientes lo saben. El que me compra sabe que tengo ilusión –decía-. Ahora, los clientes deben saber que somos personas, que los vendedores no somos números, y que cuesta mucho trabajo estar en la calle y no deben olvidar cuando compran un cupón la gran labor social que se hace gracias al cupón”.