La conquista de la vida cotidiana

Quizá lo más clarificador sea empezar declarando la prioridad de una intención vertebradora de nuestro trabajo, de un eje del programa de acciones de esta dirección general: no tenemos otro fin que el de la conquista de la vida cotidiana para las personas con discapacidad. Bien entendido, una única meta pocas veces ha resultado tan ambiciosa. La dispersión nos distraería. Entender con claridad lo esencial nos hará eficaces. Planes, Pactos, Declaraciones, acuerdos serán las herramientas coadyuvantes, imprescindibles, pero siempre en función y al servicio de un único fin: los verbos simples salir, entrar, estudiar, trabajar… no son sólo modelos de conjugación regular patrimonio exclusivo de un sector de la sociedad andaluza. La Real Academia de la lengua fija, limpia y da esplendor para que acciones, procesos y estados de los verbos estén al alcance de toda la ciudadanía.
Si glosamos nuestro objetivo, la Consejería para la Igualdad y Bienestar Social tiene como prioritaria la Acción Social hacia las personas con discapacidad, y lo demuestra con el desarrollo del Primer Plan de Acción Integral para Personas con Discapacidad, 2003-2007, y con la elaboración de un Segundo Plan que esperamos que esté aprobado en este mismo año, con el que al tiempo que se busca mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad se pretende también mejorar la imagen social, ,por lo que habrá que ir sustituyendo los estereotipos estigmatizados por la realidad de las personas con discapacidad.
Los ejes que guiarán las actuaciones en este periodo tienen que ver fundamentalmente con la accesibilidad. La aprobación del Decreto 293/2009, de 7 de julio, ha sido crucial para adoptar el concepto de accesibilidad universal, pero aún lo es más hacer que el mencionado Decreto se convierta realmente en una herramienta para la mejora de la accesibilidad de nuestras calles, edificaciones y medios de transporte, así como a los bienes y servicios de la sociedad. No podemos olvidar que 9 de cada 100 andaluzas y andaluces tiene alguna discapacidad. Y promover el concepto de diseño para todas las personas repercutirá favorablemente en el desenvolvimiento autónomo de muchas otras , un 40% del total de la población.
En esta línea queremos trabajamos por la firma de un PACTO ANDALUZ POR LA ACCESIBILIDAD LOCAL con la FAMP, el CERMI y los agentes sociales y económicos, acompañado por un Fondo para la supresión de barreras como elemento de financiación, sin olvidar la aprobación de ley andaluza de infracciones y sanciones en materia de igualdad de oportunidades, no discriminación y accesibilidad universal de las personas con discapacidad.
Es también prioritario trabajar por mejorar los servicios introduciendo parámetros de calidad en la gestión de los mismos. Consideramos necesario un sistema de evaluación externa que introducimos mediante la Orden de 5 de julio de 2007, y por el que ya tenemos más de 100 Centros que han pedido ser evaluados. Ello garantiza el buen nivel de atención que se ofrece en nuestros centros, que como sabéis en una gran mayoría están gestionados por la iniciativa social, a diferencia de otros sectores de población.

Asimismo, hay que continuar con el incremento de plazas concertadas y conveniadas, actualizando además la normativa de acreditación de centros residenciales y de día para personas con discapacidad en situación de dependencia.
Importante es también impulsar y coordinar la realización del Plan de Acción Integral para Mujeres con Discapacidad de Andalucía (PAIMDA). La doble discriminación que sufren las mujeres con discapacidad precisa de actuaciones específicas que empieza por luchar contra una imagen estigmatizante, y en eso se está trabajando con el apoyo de la televisión pública andaluza. Ellas nos están demostrando que el impulso a su movimiento asociativo nos hace avanzar más en esa línea.
Mejorar la imagen de las personas con discapacidad es un trabajo que abre otras puertas y de eso la ONCE sabe y nos enseña continuamente. La sensibilización social que promueve actitudes positivas hacia nosotros y nosotras son fundamentales para que la incorporación a la sociedad, al trabajo, al ocio, sea real. Por ello estamos trabajando en la firma de un convenio de colaboración con RTVA y CERMI, para que sea una tarea continua en el tiempo. Queremos elaborar una “Declaración de Andalucía sobre las personas con discapacidad en los medios de comunicación”. Ya existe un antecedente con excelentes resultados, es el trabajo realizado en la lucha contra el estigma de las personas con enfermedad mental que se realiza en el marco de un convenio entre varias Consejerías y la RTVA.
Por último, me creo en el deber de mencionar de modo especial el obligado impulso al diálogo con el movimiento asociativo que representa a las personas con discapacidad, pues la participación de las personas con discapacidad en la definición de las políticas que les afectan tiene que ser mejorada, de acuerdo con lo establecido en el art. 4.3 de la Convención de los Derechos de las Personas con Discapacidad de la ONU. Andalucía ha dado cumplimiento a este mandato desde mucho antes de la aprobación de la Convención , a través del Consejo Andaluz y los Consejos Provinciales de Personas con discapacidad como órgano de consulta y participación de la Consejería para la Igualdad y Bienestar Social. La voz de las personas con discapacidad es escuchada en ellos y un papel activo en los mismos hace más eficaces las actuaciones.

Estoy convencido que como administración se nos exigirá que permanezcamos vigilantes para que este sálvese quien pueda patentado por la crisis no afecte especialmente a las personas con discapacidad en cosas tan fundamentales como nuestro derecho a la educación, al trabajo o al ocio.
En todo caso estamos trabajando en una infraestuctura que ya funcionaba en ciertos aspectos como pionera en relación con otras comunidades españolas. Llegamos con la fuerza de quien cree que puede aportar mucho, con la humildad de quien sabe que recoge el testigo de un trabajo bien hecho y con la seguridad de que como decía Goethe venimos a recordar que lo que ya sabemos todos sigue siendo verdad. A eso dedicaremos todo nuestro tiempo… y más; a trabajar sin tregua por el día siguiente y por el porvenir. La accesibilidad nos lo agradecerá.

Primer plano sonriente de Gonzalo Rivas

Gonzalo Rivas
Director General de Personas con Discapacidad