Niños malagueños se estrenan como surfistas en una jornada lúdico deportiva

tres participantes tumados sobre la tabla sorteando las olas y disfrutando al máximo
“Ver a los niños disfrutando del surf es una maravilla. Ha sido una experiencia maravillosa, inolvidable y repetible para otros años”, explica el coordinador de Deportes de la ONCE en Málaga, Salvador González. Un grupo de nueve niños, tres de ellos ciegos totales y cinco deficientes visuales, participaron en la jornada lúdico deportiva de ámbito provincial organizada por la ONCE el sábado 26 de septiembre. En esta ocasión, se trataba de un curso de iniciación al surf de la mano de los profesionales del Club Malagueño del Surf que se volcaron en la atención a los menores.
Los monitores impartieron primero una charla, sobre la arena, con los principios básicos del surf. Allí les explicaron en qué iba a consistir el desarrollo de la actividad para disipar dudas y temores y repartieron el material adecuado, los neoprenos, las tablas, las cuerdas de sujeción, todo perfectamente adaptado a las necesidades de los niños y cuidadosamente señalizado para que todos pudieran localizar fácilmente las distintas ubicaciones.
Uno de los participantes sobre la tabla manteniendo el equilibrio
Una vez controlado el equilibrio y cómo afrontar una ola en seco, los participantes se metieron en el agua con dos monitores por niño cada uno, uno para indicarle cuando llegaba la ola para que empezara a remar mientras que el otro se encargaba de controlar que no se hiciera ningún daño. Al final, todo resultó a la perfección y los chavales disfrutaron de lo lindo. La jornada se completó con el almuerzo y con los juegos de playa por la tarde.
El clima, además, acompañó. No hizo sol, estuvo nublado, ni frío ni calor e incluso llovió algo, pero ya cuando todos estaban dentro y habían cogido el truco al surf así que, con los neoprenos, tampocó molestó la lluvia. Visto el éxito, la ONCE plantea ya repetir la iniciativa con jóvenes.
Bella estampa con el cielo nublado de dos niños frente al mar en el atardecer