Cerca de 2000 andaluces andaluces con discapacidad visual inician su curso

Los alumnos contentos en su primer día de clase en el CRE
Cerca de 2.000 alumnos ciegos y deficientes visuales, de los casi 7.500 con discapacidad visual que hay en toda España, han iniciado esta semana su actividad escolar y académica en Andalucía, de los cuales más del 97% de ellos estudian integrados en centros de enseñanza ordinarios. En concreto son 1959 alumnos en toda la Comunidad Autónoma.

La ONCE cuenta con 33 Equipos Específicos de Apoyo educativo -10 de ellos en Andalucía- que planifican el conjunto de intervenciones que van a llevar a cabo durante todo el curso escolar con el fin de facilitar a estos alumnos su tarea diaria. Los diez equipos andaluces están integrados por 137 maestros y profesores, tanto de la ONCE como de la Junta de Andalucía y responden a los acuerdos de colaboración suscritos entre la Organización Nacional de Ciegos y la Consejería de Educación del Gobierno andaluz.

En el último curso 2006/07, 7.431 alumnos han recibido esta atención educativa, en los diferentes niveles, de los cuales 7.242 estaban escolarizados en educación integrada en centros ordinarios (97,5%) y 189 (2,5%) en los Centros Específicos de la Organización, que dan cobertura a todo el territorio nacional.

De este censo general, 1959 alumnos con discapacidad visual fueron atendidos desde el Centro de Recursos Educativos de Sevilla, que da cobertura a las comunidades de Andalucía (1.808) y Extremadura (151).

Alumnos en las aulas del CREPor ciclos educativos el censo del centro estuvo repartido de la siguiente manera: 314 alumnos en Educación Infantil; 419 en Educación Primaria; 255 en la ESO; 71 en Bachillerato; 82 en Formación Profesional y 818 en otro tipo de enseñanzas.

La distribución de alumnos atendidos por los diferentes equipos en Andalucía fue de 63 en Algeciras, 100 en Almería, 82 en Cádiz, 150 en Córdoba, 194 en Granada, 130 en Huelva, 106 en Jaén, 118 en Jerez, 311 en Málaga y 554 en Sevilla.

Atención especializada e individualizada

La inclusión de los niños y niñas con discapacidad visual en un ámbito educativo normalizado responde a la tendencia generalizada de crear un único sistema donde se integren todos, prevaleciendo siempre el derecho de cualquier alumno a recibir una atención educativa equitativa y de calidad, y respetando por encima de todo las necesidades específicas de cada uno de ellos.

Los profesionales de la ONCE que integran los 33 Equipos Específicos de Apoyo se ocupan diariamente de atender las necesidades de cada alumno en todos aquellos aspectos relacionados con su discapacidad visual.

Estos especialistas acuden a sus colegios y centros de enseñanza con el fin de facilitarles, en muchos casos de forma individualizada, algunos aprendizajes que requieren de un mayor grado de especificidad, como el código Braille o programas de estimulación o entrenamiento visual, el manejo de dispositivos tecnológicos que permiten el acceso a la información, el uso de las nuevas tecnologías, la adaptación de materiales didácticos, etc. Además, orientan y asesoran a la comunidad educativa y a las familias sobre los problemas que lleva la falta de visión y cómo resolverlos.

Acciones Formativas

Profesores con ordenadores en una se de las acciones formativas

Para que la labor de estos profesionales cumpla sus objetivos, de forma previa, todos sus integrantes reciben una formación especializada en los Centros de Recursos Educativos de la ONCE (CRE). Este verano se han celebrado 23 acciones formativas en toda España con diferentes temáticas en las que han participado 458 profesionales.

A lo largo de los meses de julio y septiembre se han realizado en el CRE de Sevilla diez acciones formativas para 150 profesionales en su mayoría maestros, de ONCE y de las administraciones públicas de educación en Andalucía, Extremadura Ceuta y Melilla. En los cursos se han tratado aspectos relacionados con la educación de los alumnos discapacitados visuales: como la adaptación de materiales táctiles, técnicas de estimulación visual, las nuevas tecnologías en el aula, la orientación académico profesional o la atención temprana, entre otros.